Remedios naturales para la Ansiedad

Todos hemos experimentado en mayor o menor grado ansiedad.
 Las preocupaciones, responsabilidades, estrés, nos afectan a todos
y cada uno reacciona de distinta manera.

Para tratarla hay remedios seguros y con resultados demostrados que nos pueden ayudar a reducir nuestros niveles de ansiedad, aquí os dejo 10 que no esta de más tener en cuenta.

1Valeriana: Es un sedante, además de reducir la ansiedad produce sueño, por eso, si tienes una temporada de estrés es mejor que la tomes por la tarde, no por la mañana, porque te dará sueño.

2. Manzanilla: Una infusión de manzanilla te ayudar a relajarte. Algunos componentes de esta planta, actúan sobre receptores neuronales que por ejemplo medicamentos como el Valium. Una forma sana y segura de relajarte.

3. Omega 3: ¿Sabías que consumir Omega 3, además de beneficios cardiovasculares también ayudan a combatir la depresión?. Hay estudios que sugieren que tomar Omega 3 protegen frente a la depresión y la ansiedad. Pescados como el salmón, atún, anchoas, sardinas, son las principales fuentes de Omega 3.

4. Ejercicio: Hacer 20 minutos de ejercicio disminuye la ansiedad de forma significativa, ayuda a espejar la mente, es un antídoto contra la depresión, ayuda a  y afrontar los problemas desde otras perspectivas, asi que no dejes nunca el deporte de lado, sus beneficios a nivel físico y mental son muy valiosos.

5. Controla la respiración: Cuando tenemos ansiedad tendemos a hiperventilar. Si la ansiedad va en aumento nuestra respiración será cada vez más rápida, esto nos producirá temblores, mareos, pudiendo llegar incluso a desmayarnos. Una forma de controlar la ansiedad muy efectiva es controlar la respiración. Bien sea mediante técnicas como ir contando cada vez que inspiras y expiras o en los caso de mayor ansiedad respirar en una bolsa de papel durante unas cuantas ayudará mucho ya que disminuirá el nivel de oxígeno que ya tenemos disparado y aumentará el de CO2 que, por el contrario, en este estado esta por debajo de los valores normales.

6. Flor de la pasión: Su extracto es un sedante y ayuda a controlar la ansiedad.  Hay estudios que demuestran que su extracto puede reducir la ansiedad a los mismos niveles que un medicamento. Además se utiliza para combatir el insomnio.

7. Lavanda. El aroma de esta flor reduce los niveles de ansiedad.

8. Música: Escuchar nuestra música favorita reduce los niveles de ansiedad, nos ayuda disfrutar y desconectarnos.

9. Comer algo: En los momentos en que sintamos mucha ansiedad, comer algo rápido puede ayudar a calmarnos -unos pocos frutos secos, una onza de chocolate negro-, ya que la ansiedad suele cursar con una disminución del azúcar.

10. El calor: Es sabido que una sauna produce relajación. Con el calor, se reduce la  tensión muscular y disminuye la ansiedad. Calentar el cuerpo afecta al estado de ánimo ya que actúa sobre el neurotransmisor serotonina.

 Así que si te sientes estresada, un buen plan sería tomarse una infusión de valeriana, darse un baño en agua caliente mientras escuchas tu música favorita y utilizar un gel de lavanda.

Preguntas Para Saber Cómo Está tu Karma

¿Qué es el karma?
Cuántas veces escuchamos: “Todo vuelve multiplicado”. 
Obviamente, lo bueno y lo malo. Eso es karma. 
Acción-reacción. Causa-efecto. 
Los tibetanos enseñan: “Fuera de ti, no hay refugio”, es decir no podemos escapar de nosotros mismos. Ya los amos de la tierra, decían: “El que las hace, las paga”. Nadie escapa de sus propios pensamientos, emociones y acciones.
¿El karma es negativo? ¿Todo karma es terrible? De ahí la frase, “¡Que Karma!” que ya es parte del inconsciente colectivo, y mención automática frente a todo tipo de situaciones penosas que transita alguien o nosotros mismos.
No, el karma, no es necesariamente de polaridad negativa, suele ser, sí, el que más impacta. El karma es neutro, puede rumbear para uno u otro lado, según el grado de maduración que tengamos. Lo cierto es que cada acto, genera una consecuencia; si el acto ha sido noble, servicial, virtuoso, se convierte en lo que los difusores espirituales, y tantos maestros ancestrales, llaman Dharma, el buen karma.
¿Cómo Captar Nuestro Estado Kármico?
Para darte cuenta si estás teniendo un karma muy provocador como consecuencia de deméritos acumulados o por el contrario, muy luminoso como efecto de méritos bien merecidos, indaga en estas cinco preguntas:
───────»♣ ☆ ♡ ☆ ♣«───────
Primera pregunta kármica: 
¿Cómo está tu salud? 
Según la edad cronológica, biológica que tengas.
¿Estás más sano que enfermo?
¿Descuidaste la alimentación?
¿Vives con constante estrés?
¿Estás autodestruyendo al cuerpo con adicciones
o lo amas tanto por permitirte experimentar esta vida, que lo cuidas?
───────»♣ ☆ ♡ ☆ ♣«───────
Segunda pregunta kármica: 
¿Cómo estás en cuanto a abundancia en todas las áreas de tu vida?
¿Estás carente y necesitado o tienes lo necesario para vivir confortablemente?
¿Te sobra o te falta?
¿Sientes que no tienes lo que requerirías para una calidad digna de vida?
Cuando crees en ti la abundancia comienza a fluir. 
¿En qué punto no te conectas con tu verdadera abundancia?
¿Sientes que mereces recibir? 
¿Realizas acciones que te mueven hacia alcanzar tus objetivos?
───────»♣ ☆ ♡ ☆ ♣«───────
Tercera pregunta Kármica: 
¿Cómo estás en tus relaciones afectivas?
¿Tienes relaciones sanas o enfermas?
¿Tienes tensión con las relaciones más cercanas o por el contrario,
son distendidas, cálidas y enriquecedoras?
Con la gente clave de tu vida, ¿estás en armonía o en conflicto?
Una relación sana es cuando fluyes en estado de tranquilidad 
y se potencian a ser mejores personas cada día. 
Expresan su amor de manera incondicional y no procuran daño al otro.
La relación enferma, está en continuo conflicto,
queriendo sacar provecho de la relación.
 La persona quiere caprichosamente controlar al otro como si fuera su posesión
y desea que le sirvan sin importar el bien mayor de ambos,
solo le importa el bienestar propio, el de su ego.
Se apega, se aferra y no quiere soltar porque el otro representa
una ilusoria completitud del vacío interno.
───────»♣ ☆ ♡ ☆ ♣«───────
Cuarta pregunta kármica: 
¿Cómo estás de tus endorfinas?
Las endorfinas son las hormonas de la felicidad.
¿Cómo generas estas hormonas que tanto benefician a la salud?
Realizando actividades que te den placer, que te eleven en dicha
y te hagan sentir que el tiempo se detuvo.
El arte te ayuda a potenciar este estado interno.
Si no te conectas con el placer de vivir,
todo tu sistema te va a expresar su frustración, desazón, y angustia.

¿Estás haciendo cosas que te dan placer? 
Leer, cantar, caminar, meditar, hacer yoga, bailar, pintar, etc.

¿Estás riendo mucho y disfrutando o padeciendo tu paso por el planeta?
¿Las horas de tu trabajo, son un deleite o por el contrario?
Si la respuesta es no, te pregunto:
¿Qué es lo que te hubiera gustado hacer hasta ahora que no te atreviste? 
Genera ideas que te animen. Cambia el ámbito.
¿Qué talento aún no te animaste a explorar?
¿Qué es lo que te tiene frustrado por no estar desarrollándolo hasta ahora?
───────»♣ ☆ ♡ ☆ ♣«───────
Quinta pregunta kármica: 
¿Cómo estás de tu conexión espiritual?
Es decir, ¿Te interesa captar las grandes preguntas de la vida?
¿Quién soy?
¿De dónde vengo?
¿A dónde voy?
¿Cuánto me va a durar el cuerpo?
y ¿soy sólo un cuerpo o mucho más?.
Cuándo este cuerpo se enferme o esté en el último tiempo de vida corporal,
¿me siento fuerte de enfrentar ese momento?
¿Confío en que soy más que lo que creí que era?
¿Conozco mi alma, mi esencia, aquello que no cambia?
El cuerpo cambia, todo pasa pero lo que nunca muere
es nuestra esencia fundamental que es eterna y siempre completa.
¿Estás amando lo suficiente o estás pidiendo a gritos que te amen, 
mendigando afuera lo que aún no te animaste a generar internamente?.
───────»♣ ☆ ♡ ☆ ♣«───────
Para que el despertar surja, tiene que surgir la noche oscura del alma, que es ese momento en que el mundo exterior ya no nos satisface más y necesitamos llenar el vacío que nada nunca pudo completarlo. Todo lo que antes te deslumbraba: reuniones, vacaciones, relaciones de pareja, salidas, ya no te llena, ahí sucede el despertar. La búsqueda de un sentido más profundo y trascendente de la vida. Generalmente cuando nos enfrentamos a la muerte, recibimos ese cachetazo divino para que volvamos a vivir con sentido una vida que se llame vida.
Finalmente se comprende que nunca, nada ni nadie va a llenar tu vida hasta que te aparezcas en tu vida. ¿Esperas que el mundo te complete o ya sabes quién eres? Te importa más lo que tu conciencia capta de ti mismo o vives pendiente de la mirada ajena para sentirte bien. La conciencia te va a acompañar toda tu vida. El ego muere y es tan efímero como las nubes.
Una vez que hayas respondido a las cinco preguntas, 
logra un equilibrio en las áreas más bajas.
El único momento en que puedes modificar tu karma es aquí y ahora. Genera nuevos esquemas y patrones de conductas. Cambia las acciones que te enfermaron. Si tu salud no está muy bien, haz modificaciones en cuanto a la alimentación, movimiento del cuerpo, ejercicios físicos. Si no hay demasiada abundancia, creé en ti, sé humilde, agradecido, sé simple y precipita lo que realmente mereces.
Para reforzar las endorfinas, anota en un papel lo que amas hacer, tus hobbies y aquello que cada vez que lo haces, sientes que el tiempo no existe. Vive relaciones sanas, libérate de los apegos que te lastiman.
Indaga en tu ser, en tu verdadera esencia.
No hay maestro, que no reitere, los prodigios de una vida dharmica, una vida a favor de la vida, mientras que si la acción, como suele ser la mayoría de las causadas por la ignorancia y el adormecimiento, son perjudiciales hacia cualquier forma de vida, el karma que regresa como un boomerang, sobre quien emano la energía, es sabiamente duro, causando dolor, desde ya multiplicado en proporción a la acción causada.
Aún ese karma negativo, según las enseñanzas espirituales, se considera bienvenido, y perfecto, porque nos da la chance vertiginosa, de acceder a un nuevo nivel de experiencia e información y habiendo entendido la lección, dejar de repetir ese tipo de conducta.

Té de Lechuga Para Dormir

Un gran número de personas en el mundo padecen de insomnio, despertándose un sin número de veces durante la noche. El insomnio es producido por el estrés y las preocupaciones, ya sean laborales o familiares. Los distribuidores de fármacos para el insomnio son los más beneficiados con este problema tan habitual, haciendo adictas a las personas que quieren erradicar esta afección de sus vidas.
Sin embargo, cada vez, más personas recurren a la medicina natural para tratar de apalear este problema. Lo cual ha convertido al té de lechuga para dormir en uno de los remedios naturales más populares para el insomnio. A diferencia de los medicamentos, los remedios naturales proporcionan un sin número de ventajas: no producen efectos secundarios, problemas de salud a largo plazo o problemas de adicción, además son mucho más baratos que cualquier fármaco.

Preparación De Té de lechuga para dormir.

El cultivo de la lechuga data desde hace 2,500 años de antigüedad. Fue descubierta por los persas, romanos y griegos. La lechuga es una planta exclusiva de regiones semi-templadas y se cultiva para propósitos alimentarios. Debido a los cultivos en invernaderos, se puede consumir durante todo el transcurso del año.

La lechuga es una planta que se caracteriza por sus jugosas hojas verdes y se utiliza principalmente en la elaboración de ensaladas. Sin embargo, la lechuga no solo sirve para comer, también tiene propiedades medicinales. La lechuga posee propiedades que dan un efecto tranquilizante, calma los nervios, ayuda hacer la digestión y controla los latidos del corazón, en sí, la lechuga puede ayudarte a dormir sin interrupciones provocadas por el insomnio. Así que, si estas padeciendo de insomnio es hora de prepararte un té de lechuga para dormir mejor.

Los ingredientes que se ocupan para preparar un té de lechuga son los siguientes:

Se ocupa solo la parte central y el tronco de la lechuga con medio litro de agua.

Su manera de preparación es la siguiente: pon a hervir el agua, al momento que este hirviendo agregarle las partes de la lechuga y dejar hervir por 5 minutos, luego retira la olla del fuego y deja reposar el té por 10 minutos y proceda a colar. Este te de lechuga puedes tomarlos unos 20 minutos antes de acostarte.

Así como el té de lechuga para dormir, también existen muchas infusiones preparadas a base de legumbres y plantas para desaparecer el trastorno de sueño que puedes utilizar para combatir el insomnio, ejemplo de estos son la manzanilla y la valeriana.

Significado del Desorden

¿Sabías que el acumulamiento de cosas en el hogar y el desorden 
están relacionados a diferentes clases de miedos? 
Como miedo al cambio, miedo a ser olvidado o a olvidar, miedo a la carencia y simbolizan ademas confusión, falta de enfoque, caos, inestabilidad y puede significar incertidumbre acerca de tus metas,
tu identidad o lo que quieres de la vida.
Además, el lugar de la casa en el que el desorden o el acumulamiento
se encuentran refleja que área es problemática en tu vida.
Por ejemplo, se dice que el clóset o vestidor, 
refleja cómo te encuentras emocionalmente 
y que una vez lo organices tus conflictos internos se calmarán,
o que una sobrecama desteñida significa que tu vida amorosa 
ha perdido brillo también.
 ¿Has conservado objetos rotos o dañados por largo tiempo 
pensando en repararlos algún día? 
Simbolizan promesas y sueños rotos.
Y si se trata de electrodomésticos, electrónicos, muebles o vajilla
 y los tienes, por ejemplo, en la cocina o baño significan problemas de salud y riqueza.
Si el desorden lo tienes en tu cuarto
significa que eres una persona que deja las cosas inconclusas
y que tienes dificultad para tener una pareja o trabajo estable.
Los cuartos de niños normalmente están desordenados
 porque aún no han pasado por el proceso de saber qué quieren en la vida,
pero hay estudios que muestran que los niños que mantienen sus cuartos
organizados tienden a ser mejores en la escuela.
 ❍ Diferentes clases de acumulamiento.
• Acumulamiento Nuevo:
Este acumulamiento indica que estás tratando de hacer demasiadas cosas a la vez
y que no te estás enfocando en lo que debes hacer y que has perdido la dirección.
Este acumulamiento o desorden incluye ropa apilada, cd’s
o películas alrededor de la casa, juguetes o artículos deportivos desparramados,
cosas que has usado recientemente pero no has puesto de vuelta en su sitio.
La manera apurada en que vivimos tienden a crear este tipo de desorden
y casi todos los tenemos en nuestro hogar en alguna medida.
Organizar este tipo de desorden en forma inmediata te ayuda 
a ser más centrada y efectiva en tu vida diaria. 
• Acumulamiento Antiguo: 
Me refiero a objetos que no usaste en un largo tiempo y que están apilados
en el ático, garaje, armarios. Papeles de trabajo viejos y documentos
en tu computador que ya no usas, revistas de hace más de 6 meses
o ropa que no te has puesto en más de un año.
Esto es reflejo de que estás viviendo en el pasado
 y estás dejando que tus viejas ideas y emociones se apoderen de tu presente
 y esto a la vez evita que nuevas oportunidades y personas entren en tu vida.
❍ 10 cosas que puedes hacer hoy mismo 
para controlar el desorden: 
• Deshazte de lo más grande primero:
La bicicleta de hacer ejercicios que ya no usas
o el oso gigante de peluche que conservas desde la época de colegio.
• Devuelve las cosas que te hayan prestado:
Cds, libros, ropa, herramientas.
• Recoge lo que este en el suelo y colócalo en un canasto
o bolsa hasta que puedas tomarte el tiempo de ponerlo en su sitio.
• Recoje revistas, catálogos y periódicos en una bolsa o canasto.
• Saca del armario 10 prendas que no hayas usado en el ultimo año y dónalas.
• Limpia las ventanas, es una manera figurativa y literal
de dejar entrar la luz a tu vida.
• Vacía los cestos de basura, baños, cocina, oficina;
 representan cosas que ya no necesitamos o queremos en nuestras vidas.
• Sacar de los cajones de tu armario las medias sueltas 
que han perdido su compañera, puedes usarlas para limpiar muebles.
• Despeja el escritorio, archiva papeles que ya no uses,
revisa y organiza el correo recibido.
• Deshazte de lapiceras y marcadores que no funcionen.
❍ El Significado del Desorden en Nuestro Hogar 
Los seres humanos emitimos mensajes y señales de acuerdo con el acomodo
de nuestros objetos personales, incluso en nuestros cajones.
 La acumulación de objetos es una forma de emitir señales;
demasiados objetos emiten la señal de saturación de ideas, proyectos y planes
 totalmente confusos, muy poco estructurados y definidos.
El desorden altera el tao o el camino para obtener nuestras metas. 
Bloquea las vías de acceso de oportunidades y nos hace perder tiempo,
que puede ser valiosísimo para estructurar de manera ordenada
y disciplinada nuestro plan de vida.
Dependiendo del lugar donde se acumule
 el desorden, es el mensaje o señal 
que se está emitiendo: 
• Si hay desorden u objetos amontonados en la entrada de la casa,
 se interpreta como miedo a relacionarse con otras personas.
• Si hay desorden u objetos amontonados en el clóset, 
el mensaje es que no se tiene el control sobre el análisis
 y el manejo de las emociones.
• Si hay desorden u objetos amontonados en la cocina, 
el mensaje o señal es de resentimiento o de fragilidad sentimental.
• Si hay desorden en el escritorio o área de trabajo,
 el mensaje es de frustración, miedo y necesidad de controlar las situaciones.
• Si hay desorden detrás de las puertas,
 el mensaje es de miedo a no ser aceptado por los demás,
 sensación de sentirse vigilado constantemente.
• Si hay desorden debajo de los muebles, 
el mensaje es que se le da demasiada importancia a las apariencias.
• Si hay desorden u objetos acumulados en bodegas, 
el mensaje es que se vive del pasado.
• Si hay desorden u objetos acumulados en el garaje, 
el mensaje es de temor y falta de habilidad para actualizarse.
 • Si hay desorden y objetos amontonados por toda la casa, 
el mensaje es de coraje, enojo, desidia y apatía
hacia todos los aspectos de la vida.
• Si hay desorden u objetos acumulados en pasillos, 
el mensaje es de conflictos para comunicarse, miedo a decir
y manifestar lo que se desea en la vida.
• Si hay desorden u objetos acumulados en la sala, 
el mensaje es de temor al rechazo social.
• Si hay desorden en el comedor, 
el mensaje es de miedo a no dar pasos firmes y sólidos,
sensación de dominio por parte de la familia.
En los casos en los que tenemos antigüedades u objetos heredados, 
éstos se impregnan de la energía de aquellas personas a las que han pertenecido.
Un ritual para limpiarlos es hacerlo con incienso 
o aceite esencial natural de algún cítrico como naranja, limón,
toronja o mandarina.
Después de haber acomodado todo ese desorden ya hemos dado el segundo paso,
ahora pasamos al tercer paso limpiar o despejar la energía
de nuestros espacios de vida.
Esto te ayudará a convertir tus espacios en lugares sagrados;
 en el cual encontraras más sentido a tu vida
 y serás más asertivo en tus decisiones y proyectos.
❍ Sobre el Desorden Louis L. Hay dice: 
Haga lugar para lo nuevo Sí, haga lugar para lo nuevo. 
Vacíe el frigorífico, tire todos esos restos envueltos en papel de aluminio.
Limpie los armarios, deshágase de todo lo que haya usado en los últimos seis meses.
Y si hace un año que no lo usa, decididamente eso está de más en su casa,
 así que véndalo, cámbielo, regálelo o quémelo.
Los armarios atestados y desordenados reflejan una mente en desorden.
Mientras limpia los armarios, dígase que está limpiando sus armarios mentales.
Al Universo le encantan los gestos simbólicos.

Como ser exitoso según la sabiduria hindú

Estas particulares formas de proceder los ayudaron a conseguir varios de sus objetivos, los cuales se transformaron en prácticas cotidianas. Al leer acerca de estas coincidencias podrás notar que son perfectamente aplicables a tu vida personal y profesional. Si lo haces, seguramente notarás un crecimiento en tu productividad además de lograr que tus actos se vuelvan más efectivos. Tal vez no sean los consejos que acostumbras a leer en libros, noticias, blogs o perfiles de reconocidos especialistas pero de seguro te permitirán alcanzar grandes resultados.

No Culpar a Otros. 
 

“Culpar a los demás es no aceptar la responsabilidad de nuestra vida, es distraerse de ella”, decía Facundo Cabral (cantautor, poeta, escritor y filósofo argentino). Si lo que eres no te convence, o mejor dicho estás disconforme porque no eres aquello que esperabas, no puedes echarle la culpa a los otros. En lugar de tener esa actitud, pon tus manos a la obra e intenta cambiar las cosas que no te hacen feliz. Absolutamente todos soñamos con alcanzar ciertas metas personales y poder ser recordados por nuestras características singulares. Para lograrlo tendrás que empeñarte en aprender aquello que te apasiona y en entender cómo puedes emplearlo para mejorar tu vida.

Ayudar a los Demás.
 

Una vez que descubras lo que te apasiona y además desarrolles conocimientos en ese ámbito podrás ir aún más lejos. Intenta utilizar tus habilidades para ayudar a otras personas. La sensación de haber mejorado aunque sea un poco el día o la vida de alguien será muy reconfortante. Además al enfocar tus aptitudes en este tipo de acciones estarás contribuyendo en la construcción de un mundo mejor. Personalidades destacadas de nuestra historia coinciden en afirmar que gracias a ese hábito logramos trascender y enriquecer nuestras relaciones. “Si no se vive para los demás, la vida carece de sentido”, exclamaba la Madre Teresa de Calcuta.

Desconectarse.

Un gran porcentaje de las ideas o inventos exitosos fueron desarrollados en momentos de ocio. Hoy en día pasamos la mayor parte del tiempo conectados. En Internet, contestando correos desde nuestro celular o armando el balance mensual en computadora de la oficina, se consume la porción más grande de nuestro día. Será muy difícil que durante ese proceso puedan surgir ideas revolucionarias o innovadoras. Al tener la cabeza ocupada en otras funciones, la inspiración queda relegada. Dedica por lo menos uno o dos días a la semana para desintoxicarte de la tecnología y poder conectarte con la naturaleza. Las conversaciones con tus afectos, leer o practicar algún tipo de arte también te ayudarán a oxigenar la mente.

Hacer Actividad Física.
 

Está médicamente comprobado que hacer actividad física mejora el flujo de sangre hacia el cerebro y aumenta la productividad. Aprovecha los períodos muertos en el trabajo para hacer ejercicios. Te ayudarán a despejar la mente, eliminar los pensamientos negativos y relajarte. Al terminar, también puedes tomarte unos minutos para meditar. Si repites esta rutina, notarás que aquellos problemas sin una respuesta certera ahora tienen una solución más clara. Piensa en estos beneficios a la hora de elegir entre chequear las últimas noticias en Twitter, Facebook, Youtube o aprovechar esos veinte minutos para hacer algo por tu cuerpo y mente.

Visualizar Tu Día Perfecto. 
 

Una práctica sencilla pero a la vez muy efectiva y poderosa es la de visualizar el día los primeros minutos de la mañana. Si piensas en lo que te gustaría que ocurriera durante la jornada o en las posibles soluciones a emplear para ciertos problemas, conseguirás enfocarte en lo más importante. Además te permitirá evitar las distracciones típicas y que no producen ningún beneficio. Los deportistas de élite utilizan este método para mantenerse enfocados y poder alcanzar sus objetivos durante la competencia. Intenta imaginarte siempre con una actitud positiva y eficiente. Eso hará que salgas de tu casa bien predispuesto para afrontar lo que resta del día.

Buscar Que los Otros También Ganen.
 

En su libro “7 Hábitos de las Personas Altamente Efectivas”, el Dr. Stephen Covey recomienda que en toda interacción ambas partes resulten ganadoras. Ya sea en el trabajo, el hogar o con tu pareja, deberías intentar producir relaciones con beneficios para ambos. Si haces lo contrario y sólo vas en busca de tu propia satisfacción, generarás una situación destructiva. Al haber un perdedor, también habrá enemigos, enojo, envidia, hostilidad y otras sensaciones contraproducentes. Quienes alcanzan el éxito en sus actividades generalmente llegan a esa situación en parte por los aliados cosechados a través del recorrido.

Actitud e Intenciones Productivas.
 

Internet es la herramienta más eficaz del mundo para generar emprendimientos exitosos. Sin embargo, también puede convertirse en la distracción más grande de todas si la utilizas erróneamente. Una de tus principales reglas deberá estar enfocada en la forma y las intenciones con la que usas este poderoso recurso. Procura recurrir a Internet sólo para cuestiones relacionadas a tu trabajo. Para alcanzar resultados positivos en un proyecto personal o en la compañía en la que trabajas deberás asumir esa actitud y mantenerte enfocado en la meta. Los mails, redes sociales, videos y blogs podrás investigarlos en tu tiempo libre.

Descansar Antes de Agotarse.
 

Una de las mejores formas de permanecer productivo es mantener la cabeza fresca y descansada. El reconocido experto en productividad, Tony Schwartz, dice que “los seres humanos necesitamos gastar y renovar energías para operar eficientemente”. Para conseguir ese equilibrio recomienda tomar descansos cortos de diez minutos cada una hora de trabajo. De esa forma evitarás fatigar la mente y tu energía se mantendrá siempre en los niveles adecuados para rendir al máximo. Si repites el procedimiento durante toda la jornada conseguirás concretar más tareas al final del día.

Pedir Ayuda.
 

Está muy bien que intentes resolver diferentes problemas con tus propias herramientas. Al fin y al cabo es la mejor manera de diferenciarse del resto. Sin embargo, en algún momento todos quedamos atorados ante determinada situación. Pedir ayuda a alguien que entienda del tema nos dará dos beneficios: en primer lugar nos facilitará el camino y permitirá alcanzar una solución que no lográbamos encontrar. Además, servirá para que la otra persona se sienta reconfortada por brindarnos una solución y compartir sus conocimientos. Este concepto refuerza la teoría de ganar/ganar que propone el Dr. Stephen Covey.

Ser Agradecido.
 

“Nuestro cerebro trabaja un 30% mejor cuando nos sentimos felices”, dice el Psicólogo Shawn Anchor en su conferencia acerca del “trabajo y la felicidad”. Una muy buena forma para mantenerse positivo y aumentar la sensación de alegría es pensar en las cosas que te hacen sentir agradecido. Recuerda las personas que te quieren por cómo eres, en que tienes un hogar, salud, un trabajo y comida. ¿Acaso no son cuestiones para sentirse afortunado? Si puedes aplicar este ejercicio en algunos momentos de tu día notarás que tu productividad incrementará considerablemente.