Test Depresión.

Contesta el siguiente cuestionario si tienes más de 4 si, estás en un proceso depresivo:

  1. ¿Tienes sentimientos persistentes de tristeza, ansiedad, o vacío?
  2. ¿Sientes desesperanza y/o pesimismo?
  3. ¿Experimentas sentimientos de culpa, inutilidad, y/o impotencia?
  4. ¿Te sientes irritable o inquieto con frecuencia?
  5. ¿Haz perdido el interés en las actividades o pasatiempos que antes disfrutaba, incluso las relaciones sexuales?
  6. ¿Sientes fatiga y falta de energía?
  7. ¿Se te dificulta concentrarte, recordar detalles, y te cuesta para tomar decisiones?
  8. ¿Padeces Insomnio, despertar muy temprano, o dormir demasiado?
  9. ¿Acostumbras Comer excesivamente o pierdes el apetito?
  10. ¿Tienes pensamientos suicidas o haz intentado algo contra tú vida?
  11. ¿Tienes dolores y malestares persistentes, dolores de cabeza, cólicos, o problemas digestivos que no se alivian incluso con tratamiento?

Infusiones para calmar la ansiedad

En algunas situaciones resulta complicado controlar los nervios y pueden producirse crisis o ataques de ansiedad. Es por ello que debemos poner solución y buscar formas para calmarnos y conseguir relajarnos. En todos los casos, deberás consultar a un profesional médico para que realice el diagnóstico apropiado y pueda recomendarte el mejor tratamiento; asimismo, existen algunos remedios naturales que pueden resultarte también muy apropiados.
Pasos a seguir:
1

Valeriana

Esta planta se usa para tratar numerosos trastornos nerviosos como el insomnio, el estrés, las palpitaciones… De modo que también está indicado tomar infusiones de esta planta para calmar la ansiedad y verás cómo te beneficia la valeriana.

2

Melisa o toronjil

Así mismo, la de melisa es otra infusión muy recomendada en casos de ansiedad, ya que cuenta con propiedades calmantes y ayudará pues a reducir este estado de tremendo nerviosismo.

3

Flor de la pasión o pasiflora

Esta planta medicinal también se usa como sedante y calmante, por lo que resulta muy adecuada para tratar problemas de ansiedad, nerviosismo, estrés, etc. Son muchas otras las propiedades beneficiosas de la pasiflora que deberás conocer para poder aprovecharlas al máximo.

4

Hierba de San Juan

También conocida como hipérico, esta hierba contiene hipericina y la hiperforina que facilitan el alivio de la ansiedad y ayuda a tonificar el sistema nervioso.

Fuente: queremoscuidarte.blogspot.com
5

Tila

Al hablar de las mejores infusiones para calmar la ansiedad, no podemos olvidarnos del clásico entre los clásicos: la tila. Se trata pues de uno de los remedios naturales más usados para combatir el nerviosismo.

6

Cabe destacar que las infusiones contra la ansiedad nunca deberán sustituir el tratamiento médico, sino que podrán usarse para complementarlo y bajo prescripción médica.

Este artículo es meramente informativo, en unCOMO no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento médico ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Fuente: vidasanaonline.com

5 maneras naturales de eliminar la ansiedad

Admitámoslo: hoy en día es inevitable no sentir estrés o ansiedad. Constantemente estamos escuchando terribles noticias, estamos atascados en el tráfico, en un trabajo demandante o con preocupaciones por dinero. Muchas veces, este tipo de preocupaciones dan pie a cosas más serias como depresión, ataques de pánico y enfermedades.
Aunque existen medicinas y remedios para controlar esto, ¿por qué no mejor optamos por usar remedios naturales? Tal vez estés familiarizado con alguno de estos métodos. Tal vez ya practiques alguno. Sigue leyendo para conocer 5 maneras de controlar el estrés y la ansiedad de manera natural.
1. Meditación
Una de las mejores formas de relajarte y alejarte del estrés de la vida diaria es a través de la meditación. Por miles de años, la meditación ha sido usada por muchísimas personas para mejorar el estado de ánimo, tener más salud y llevar un estilo de vida saludable. Existen estudios que han probado los beneficios de la meditación en el cuerpo. Por ejemplo, meditar ayuda a bajar la presión, aliviar dolores y mejorar el rendimiento cognitivo. ¿Lo mejor? Puedes hacerlo a cualquier hora y en cualquier lugar. Sólo necesitas estar en un lugar cómodo, sentarte poniendo los pies sobre el suelo o acostarte (lo malo es que podrías quedarte dormido), cerrar los ojos, empezar a respirar profundo y poner la mente en blanco. Para muchos esto es más complicado de lo que parece y, por eso, si nunca has meditado, te recomendamos empezar con meditaciones guiadas. De esta manera escucharas una voz que te estará diciendo cómo respirar, qué pensar y como relajarte. Sólo necesitas hacerlo 10 minutos al día para empezar. Después de un tiempo, verás como te es más fácil y podrás hacerlo solo y por más tiempo. ¡Inténtalo!

Practicar meditación podría ayudarte más de lo que te imaginas.
 Practicar meditación podría ayudarte más de lo que te imaginas.  (Foto: Shutterstock/Especial)

2. Yoga
Otra manera natural para relajarte es hacer ejercicio o yoga. Como ya sabes, hacer ejercicio libera endorfinas, las hormonas asociadas con el buen humor y que generan una sensación placentera. Según algunos estudios, hacer yoga tiene los mismos beneficios: reforzar y mejorar el ciclo del sueño, mejorar la conexión del cuerpo con el alma, eliminar dolores, generar una sensación de amor al cuerpo y controlar la ansiedad. Si estás pasando por un mal momento, estás muy estresado o sientes ansiedad, te recomendamos hacer yoga (o algún otro tipo de ejercicio) y evitar a toda costa quedarte en tu casa a sufrir por tus problemas. Lo peor que puedes hacer en esos momentos es quedarte a pensar en tus problemas. Sal. Haz ejercicio. Empieza a practicar yoga. Verás como en poco tiempo te sentirás mejor.

Haz ejercicio o practica yoga.
 Haz ejercicio o practica yoga.  (Foto: Shutterstock/Especial)

3. Escribe
Podrá sonar cursi, pero tener un diario es una excelente opción para eliminar la ansiedad y el estrés. Cuando tienes la práctica de escribir en un diario antes de dormir, empiezas a estar más consciente de tus emociones (negativas y positivas) y a identificar por qué te estás sintiendo así. Además, tener un diario te ayuda a mantenerte organizado y a comprometerte a hacer algo nuevo. Una vez que empiezas a escribir cómo te sientes, cuáles son tus problemas, por qué te sientes así, etc., tendrás una mejor visión de cómo solucionar tus problemas y sentir menos ansiedad. Te darás cuenta también que escribir diario te relaja y te ayuda a sacar tus preocupaciones al ponerlas en papel. Inténtalo por un par de semanas. Verás como después no puedes dejar de hacerlo y simplificarás muchos de tus problemas.

Escribe en un diario todas las noches.
 Escribe en un diario todas las noches.  (Foto: Shutterstock/Especial)

4. Aceites esenciales
Al igual que la meditación, los aceites esenciales naturales han sido usados por miles de años para muchas cosas. En este caso, queremos que conozcas los mejores aceites esenciales para reducir la ansiedad y el estrés. Siendo 100% naturales, usarlos es una excelente idea para relajarte. Ya sea que los compres para ponértelos en la sien, que los uses durante la meditación, o los uses en un baño, los aceites esenciales pueden llegar a ser tu mejor aliado para relajarte. Además, puedes llevarlos en tu bolsa o tenerlos en el coche para usarlos cuando más los necesites.

Te recomendamos los siguientes:

  • Aceite esencial de lavanda: Es uno de los más comunes, especialmente por su poder contra la ansiedad y para la relajación. Sus beneficios incluyen relajar los músculos, ayudar a dormir, ayudar a controlar ataques de pánico y mejorar la digestión.
  • Aceite esencial de manzanilla: El olor es súper relajan y ayuda a relajar la mente, evitando pensamientos negativos y mantener la armonía. Existen estudios que dicen que la manzanilla que puede llegar a funcionar como antidepresivo.*
  • Aceite esencial de vetiver: Otro aceite muy conocido para la relajación, ha sido usado en personas que han sufrido traumas, relaja el sistema nervioso, sirve para controlar ataques de pánico y crea una sensación de tranquilidad y estabilidad.
Usa aceites esenciales para controlar la ansiedad.
 Usa aceites esenciales para controlar la ansiedad.  (Foto: Shutterstock/Especial)

5. Dieta nutritiva
Como para todo, llevar una dieta balanceada es súper importante para reducir el estrés y la ansiedad. Cuando bajo estrés y ansiedad, la mayoría de las personas tienen antojos de productos procesados y con azúcares refinadas. Ingerir este tipo de alimentos suele hacerte sentir bien por un par de horas, ayudándote a sentir más energía. Lo malo es cuando después de unas horas, esta sensación desaparece y regresas a sentirte fatal. Te recomendamos entonces, comer alimentos altos en vitamina B, calcio, magnesio y omega 3. Incluye salmón, verduras verdes, nueces, proteínas, aceite de oliva, aceite de coco y aguacate. Estos alimentos te ayudarán a mejorar tu estado de ánimo, eliminar la ansiedad y mejorar la concentración. Cuanto estés muy ansioso, trata de evitar los estimulantes como el café y el alcohol.

Mantener una dieta balanceada ayuda a estar relajado y sentirse bien.
 Mantener una dieta balanceada ayuda a estar relajado y sentirse bien.
Fuente: Quien

5 meditaciones para combatir el estrés

Éstas son algunas técnicas de meditación que te ayudarán a eliminar el estrés y comenzar el día como nuevo.

1. Mantra para serenar la mente

Los mantras son palabras o frases que se recitan en voz alta o de manera interna, de forma repetitiva y rítmica, y que ayudan a enfocar la mente y evitar la dispersión. Diversos estudios científicos han demostrado que sus vibraciones son benéficas para la mente, ayudando a serenarla y permitiéndole entrar en un estado meditativo.

Estos cantos son un excelente recurso para las personas que se están iniciando en la práctica de la meditación. Aquí podrás encontrar algunos mantras para serenarte y entrar fácilmente en un estado meditativo.

2. Respiración profunda

La respiración es el punto de partida de toda técnica de meditación. Puede combinarse con otras técnicas de relajación, como la música y la aromaterapia.

Para poner en práctica esta técnica, siéntate cómodamente con la espalda recta.  Coloca una mano sobre tu pecho y la otra en el estómago. Respira lentamente por la nariz, retén el aire unos segundos y exhala lentamente hasta vaciar el aire por completo. Cuida que, al inhalar, la mano de tu pecho se mueva lo menos posible. Al exhalar, empuja el aire con los músculos de tu abdomen.

También puedes realizar este ejercicio acostado sobre el suelo, o en la cama antes de dormir: te ayudará a conciliar el sueño.

3. El sexto chakra

 

El sexto chakra o ajna chakra se sitúa en la frente, justo en medio de los ojos. La tradición hinduista lo considera el punto donde se concentra nuestra intuición, y que nos permite dirigir nuestra mente hacia nuestros objetivos. Este punto es clave para eliminar la dispersión y aprender a manejar nuestra energía.

Siéntate en un lugar silencioso, adopta una postura cómoda y cierra los ojos. Concéntrate en el punto que se sitúa justo en medio de tus ojos y visualiza un color azul índigo. Trata de borrar todos los pensamientos de tu mente y enfocarte únicamente en ese punto. Inhala y exhala: con cada inhalación puedes recargarlo de energía, y con cada exhalación, eliminar todo aquello que no te sirva.

Esta técnica de meditación es ideal para reducir migrañas, tics nerviosos e insomnio, entre otros malestares relacionados con el estrés.

Relacionado: Infografía: 10 alimentos que te ayudarán a dormir

4. Visualización

Siéntate con las piernas cruzadas y la espalda recta. Para comenzar, relájate con un par de respiraciones profundas. Comienza a imaginarte como si estuvieses sentado frente a un espejo: visualiza con detalle cada parte de tu cuerpo, desde la punta de tu cabeza hasta los dedos de tus pies. Mírate como si fueras alguien más: analiza cómo estás vestido, peinado, tus facciones, expresiones etc. Entonces imagínate desde atrás. Después desde arriba, abajo, y finalmente, adopta una visión panorámica.

5. Relajación muscular

La relajación muscular progresiva consiste en tensar y relajar sistemáticamente los músculos del cuerpo. Esta técnica meditativa requiere algo de tiempo, así que procura realizarla sin prisa alguna.

Recuéstate boca arriba en una superficie cómoda, con brazos y pies estirados y las manos volteadas hacia arriba. Cierra los ojos y respira profundamente para eliminar la tensión. Cuando te sientas listo, enfoca toda tu atención en los dedos de tus pies. Contráelos lo más que puedas y cuenta hasta diez, y después, relaja. Haz lo mismo con cada parte de tu cuerpo: tus tobillos, tendones, muslos, cadera, abdomen, pecho, manos, brazos, cuello, cara…

Concéntrate en la sensación que permanece después de contraer y relajar cada músculo del cuerpo. ¡Te sentirás como nuevo al finalizar!

Fuente: Entrepenour

5 infusiones para bajarle a tu estrés

La tensión, ansiedad o fatiga son parte inevitable de la vida. Frecuentemente vivimos con este tipo de afecciones que pueden ser perjudiciales para la salud. Para reducir sus efectos negativos, hay infusiones para reducir el estrés.

En México, al menos 75% de los trabajadores viven situaciones de estrés en su ambiente laboral, lo cual puede causar úlceras, presión arterial alta, así como otros padecimientos”, de acuerdo con información del Instituto Mexicano del Seguro Social.

Por ello, te presentamos algunas infusiones que son eficaces para controlar el estrés.

1. Valeriana. Es una hierba muy popular dado sus efectos terapéuticos: sedante, ansiolítico, anticonvulsivante y antidepresivo. Actúa como un tranquilizante o analgésico en el cerebro y el sistema nervioso, de acuerdo con los Institutos Nacionales de la Salud.

El consumo de la valeriana es relativamente seguro cuando se bebe en dosis exactas y por corto tiempo (hasta 28 días). Se recomienda no tomarla en caso de embarazo o lactancia.

Si sufres estrés puedes preparar una infusión. Deja reposar una cucharada de valeriana en una taza de agua caliente (70°C y 80°C). No dejes pasar más de dos minutos.

2. Manzanilla. Información de University of Maryland Medical Center refiere que éste es un relajante natural. Contiene sesquiterpenos, sustancias que actúan en la zona del cerebro límbico (centro de la memoria y emociones) y del sistema nervioso, en donde se genera el estrés, causando el mismo efecto que los medicamentos contra la ansiedad.

Para lograr sus beneficios, prepara una taza de agua y con 4g de flores de manzanilla. Deja reposar por 10 minutos y bebe una o dos tazas al día.

3. Ginseng. Es considerado un “adaptógeno”, sustancia que proporciona nutrientes especiales para que cuerpo logre un rendimiento mental y físico óptimo. Con ello, ayuda a combatir el estrés y al mismo tiempo fortalece el sistema inmunológico. No se recomienda en mujeres embarazadas. Su a largo plazo requiere de la prescripción de un médico, explica la University of Maryland Medical Center.

4. Flor de la pasión. Comúnmente llamada pasiflora, esta hierba es efectiva para reducir la ansiedad y el estrés porque tiene un efecto ansiolítico que calma. Estimula neurotransmisores que relajan el sistema nervioso, explica Concha Navarro, investigadora del Centro de Investigación sobre Fitoterapia de España.

5. Lavanda. La infusión tiene un efecto relajante y calmante porque ayuda a reducir la actividad del sistema nervioso, indica información de University of Maryland Medical Center. Para preparar una tizana, vierte en dos litros de agua caliente 70g de flores; deja reposar por 15 minutos y bebe.

Aunque la herbolaria ha sido empleada para tratar numerosas afecciones es recomendable tener cuidado al consumirlas. Su prescripción debe ser recomendada por un especialista. ¿Has probado algunas de estas tisanas?